sábado, 12 de agosto de 2017

Silencio,..

¿Qué decir de la ausencia de palabras?,..

Pudiera decir que,..
a veces es necesaria,.., dicha ausencia,.., el silencio,..

Se requiere,.., para dar margen,.., espacio,..
al libre hacer o decir,.., expresar,…

Ciertamente todos nos equivocamos,..
unos más que otros,.., allí si me incluyo necesariamente,..

Por pretender abatir el dolor humano,.., el sufrimiento,..
no obstante, el ser humano, cada uno,.., hace coincidir
sus propias variables,.., e intensidad,..

Difícil, si no es que imposible,..
que coincidan todos los escenarios,.., los personajes,..

Por ejemplo en mi psico drama,.., se presentan,..
de distinta y poliédrica forma y contenido,.., intensidad
o luminosidad,.., ascendientes o descendientes,.., una amplia gama,..

En síntesis,.., soy “panchero”,.., neurótico,.., dramático,..
casi en ese escenario no hay seres tranquilos,.., asépticos,..

Todo lo contrario,.., llenos de pasiones o locuras diversas,..
impresionantes (para mi),.., casi no puedo ver un escenario ligth,..
“inocuo”,.., socialmente aceptable,…, “apacible”, “formal”
o que “guarde” las formas,..
los protocolos,..

Casi todos ellos, se salen del script de un dramaturgo serio,..
y van cayendo en alegorías “extrañas”,.., quizás hasta obtrusas,..
difíciles de comprender,.., entender,.., abarcar o empatizar,..

En mi cercanía,.., debería haber un letrero que dijera,..
escuche,.., oiga,.., pero no atienda,.., o sea,..

Porque quizás solo sea una “catarsis”, un algo fuera de una realidad
o cotidianidad normalizada,.., un síndrome,.., un holocausto de palomas
(me gusta la frase tan solo y quizás algo la alegoría de ella),..

Es así,.., quisiera en verdad quedarme callado casi totalmente,..
y no hablar,.., no incidir,.., no contaminar,.., no “ensuciar”,..
el camino virgen,.., prácticamente nuevo de alguien más,..

Prefiero el silencio,.., quizás quedarme como un mono,..
solo pelando los ojos y emitir sonrisas (que espero sean amables
y no patéticas,…),.., ya,…